BLOG

¿Dolor crónico en el cuello? Hablemos del músculo esternocleidomastoideo

¿Conocías la palabra ‘esternocleidomastoideo’? Suena como a trabalenguas, ¿verdad? Lo cierto es que así se llama un músculo del cuerpo humano, el cual puede ocasionar dolor crónico.

Se trata de un músculo robusto que se ubica a los lados del cuello y su función tiene que ver con la rotación, flexión e inclinación de la cabeza.

Por eso, si sientes un dolor crónico en algún costado del cuello, tal vez se trate de un problema en el llamado músculo esternocleidomastoideo. Te decimos a qué se debe y qué hacer.

¿Por qué se llama así?

 El esternocleidomastoideo es un músculo largo y robusto. Su nombre es una referencia a los tres puntos óseos donde se insertan los extremos de este músculo: esternón, clavícula y apófisis mastoides.

Quizá para facilitar su pronunciación, también se le conoce en su forma abreviada: ECM.

Y al cumplir una función tan habitual en el cuerpo, estaría expuesto a ciertos riesgos de padecer algún dolor crónico. ¿Te ha pasado?

¿Para qué sirve el esternocleidomastoideo?

El músculo ECM estaría relacionado con una amplia cantidad de funciones:
-Flexión de la columna cervical.
-Estabilización de la columna cervical mientras se mantiene extendida.
-Orientación espacial.
-Accesorio en la respiración
-Rotación de la cabeza.
-Flexión de la columna cervical (lo que te permite, por ejemplo, acercar la oreja al hombro).
-Compensar la inclinación de la cabeza provocada por problemas como escoliosis (inclinación de la columna) o diferencia en la longitud de las piernas, entre otras.

 

¿Por qué se afectaría?

Muchas actividades cotidianas podrían contribuir a afectar al músculo esternocleidomastoideo, sobre todo al mantener el cuello en cierta posición de una manera constante o durante un largo periodo de tiempo.

Por ejemplo:

  1. Al contraer el cuello por apoyar el teléfono entre la oreja y el hombro.
  2. Al mantener la cabeza girada durante un largo tiempo para fijar la atención en algún punto, como ocurre en una sala de juntas o auditorio.
  3. Al mantener la cabeza inclinada hacia algún lado durante un tiempo constante, como al pintar, escalar o mirar el teléfono celular.
  4. Al adoptar una mala posición, ya sea al estar sentado o al dormir.
  5. Al tensar la zona del cuello, debido al estrés.

Síntomas

Cuando hay algún problema en el músculo esternocleidomastoideo, pueden llegar a experimentarse las siguientes molestias:

  1. Dolor en la sien, la mejilla y el ojo.
  2. Dolor en un lado del cuello, similar al que se siente al día siguiente de hacer ejercicio.
  3. Lagrimeo en el ojo del lado afectado.
  4. Dolor en la zona superior de la cabeza o en la frente.
  5. Vista borrosa o doble.
  6. Desequilibrio y vértigo.

Tratamiento

- Masaje. Con la ayuda del pulgar y el índice, hay que buscar los puntos sensibles y después proporcionar leves movimientos de unas cinco a diez veces al día, hasta que la dolencia disminuya. La recuperación puede tomar algunas semanas.
- Tratamiento médico. Un experto en la salud, como un médico o un fisioterapeuta, puede asesorarte sobre este problema, su origen y qué hacer para solucionarlo.
- Compresas calientes. Ayudarían a disminuir la inflamación y el dolor. En el mercado, una opción es la compresa húmedo caliente Backheat cervical, que al combinar calor con humedad tendría un efecto más profundo en la zona afectada, lo cual también ayudaría a optimizar la circulación sanguínea y a disminuir la inflamación de un modo más rápido.
- Electroestimulación. La llamada Electroestimulación Neural Transcutánea o TENS ayudaría a calmar el dolor crónico de forma natural, mediante impulsos eléctricos que tendrían mínimos efectos secundarios. Una alternativa es BackVolt.

 

Por una vida libre de dolor

Podrá tener un nombre impronunciable, pero lo cierto es que el músculo esternocleidomastoideo cumple funciones muy importantes para la vida cotidiana de las personas.

De ahí que sea tan importante cuidar esta zona cuando se presenta un dolor crónico, el cual puede afectar más de lo que pensamos.

Como siempre, recuerda apoyarte en un profesional de la salud para que pueda ofrecerte una asesoría mucho más puntual y personalizada.

 

Lara M. Castillo

Editora, Redactora, Guionista y Periodista Digital enfocada en temas de Vida y Estilo, Tendencias, Inclusuión, Salud y Bienestar.