BLOG

¿Qué sucede si no haces rehabilitación?

¿Alguna vez te has lesionado? De ser así, seguramente habrás recurrido a determinada técnica para aliviar el dolor producido: desde compresas frías o calientes hasta masaje o electroestimulación.

Después de esperar un tiempo determinado, el siguiente paso es reinsertarse a tus actividades físicas cotidianas, y el puente para lograrlo es la rehabilitación. No hacerlo implicaría algunos contratiempos.

Qué es la rehabilitación y por qué es tan importante

La siguiente definición de ‘rehabilitación’ es planteada por la Organización Panamericana de la Salud (OPS):

La rehabilitación es un conjunto de intervenciones diseñadas para optimizar el funcionamiento y reducir la discapacidad en individuos con condiciones de salud en interacción con su entorno.

Según la OPS, la condición de salud se refiere a una enfermedad (aguda o crónica), trastorno, lesión o trauma. También podría ser embarazo, envejecimiento, estrés, anomalía congénita o predisposición genética.

¿QUÉ ES EL DOLOR POST-EJERCICIO? TE CONTAMOS CÓMO EVOLUCIONA

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), se estima que en el mundo existen 2 mil 400 millones de personas con alguna afección de salud que se beneficia de la rehabilitación.

Algunos de los beneficios de la rehabilitación son:

  • Mejor movilidad y funcionamiento del cuerpo.
  • Optimizar la amplitud de movimientos.
  • Corrección de deformidades.
  • Corrección de problemas físicos que evitan lesiones crónicas futuras.
  • Reducción de impacto de enfermedades a largo plazo.
  • Fortalecimiento de las zonas dañadas.
  • Alivia el dolor.
  • Mejoramiento de la fuerza muscular.
  • Mejoramiento de equilibrio y fuerza.

Los riesgos de no hacer rehabilitación

Si bien tiene una gran cantidad de beneficios, existen algunas variables que complicarían a una persona iniciar un proceso de rehabilitación.

Algunos de estas variables podrían ser:

  • Escasez de trabajadores de rehabilitación.
  • Mala distribución y problemas de calidad.
  • Falta de tiempo.
  • Problemas para trasladarse.
  • Falta de servicios.
  • Falta de equipo especializado.

La OMS ha considerado a la rehabilitación como uno de los servicios esenciales definidos en la cobertura sanitaria universal.

A decir de este organismo, buena parte de las necesidades de rehabilitación no están atendidas. En algunos países de ingreso bajo y mediano, más del 50% de las personas no reciben los servicios de rehabilitación que precisan.

De hecho, agrega, los servicios de rehabilitación se encuentran entre los servicios de salud más afectados por la pandemia de COVID-19.

No recurrir a ella podría exponer a la persona a algunos de los siguientes riesgos:

  • Perder flexibilidad en la zona afectada.
  • Empeoramiento de la lesión.
  • Inflamación de los tejidos.
  • Cicatrización deficiente.
  • Padecer otras enfermedades.
  • Aislamiento social, pues la persona no siempre podrá salir a actividades educativas, sociales, laborales o recreativas, debido al malestar.
  • Afectar la circulación.
  • Dependencia a determinados medicamentos que alivian el dolor.
  • Deterioro físico.
  • Afectación directa en la calidad de vida en general.
  • Terminar dependiendo de otras personas para tareas elementales de la vida cotidiana, como levantarse, caminar, tomar una ducha e ir al baño.

Para aliviar el dolor, una de las mejores alternativas es la electroestimulación nerviosa transcutánea, más ampliamente conocida como TENS, por sus siglas en inglés.

POR QUÉ Y PARA QUÉ DEBERÍAS USAR UNA PELOTA DE EJERCICIOS

Mediante electrodos que se colocan en el cuerpo, se libera una ligera descarga eléctrica que bloquea la sensación de dolor, incluso antes de que la señal llegue al cerebro.

No requiere medicación y puede aplicarse en casa, mediante aparatos pequeños y portátiles. Es tan confiable, que suele ser recomendada por médicos y fisioterapeutas alrededor del mundo.

El aparato BackVolt de electroestimulación cuenta con tres beneficios: el primero es la terapia TENS, con 30 niveles de intensidad y electrodos de varios tamaños. El segundo es la Terapia de Electroestimulación Muscular (EMS, por sus siglas en inglés), la cual consiste en pulsaciones eléctricas de baja frecuencia para fortalecer y tonificar el cuerpo. Y el tercero es un masaje eléctrico para reducir la tensión articular.

Rehabilitación, un efectivo camino para sanar

Tras una lesión, lo que sigue es un proceso complejo y a veces tardado hacia la sanación. Se requiere de un trabajo en equipo, entre médicos, especialistas, fisioterapeutas y, por supuesto, el paciente.

Durante ese proceso, la rehabilitación ha demostrado su efectividad. Sobran las razones para apostar por ella, así como los riesgos que se corren al no considerarla dentro del proceso.

Lara M. Castillo

Editora, Redactora, Guionista y Periodista Digital enfocada en temas de Vida y Estilo, Tendencias, Inclusuión, Salud y Bienestar.