BLOG

EMS para la contractura con el Modo Masaje

Ya sea por trabajo, mala postura, ejercicios, estrés o sedentarismo, siempre existen riesgos de sufrir contracturas. Incluso, hasta una mala posición al dormir o conducir podrían ocasionarlas.

Bien sabemos que ignorarlas podría agravar sus síntomas y causar un mal estar general. Incluyendo náuseas, migrañas, irritabilidad y fatiga. Afortunadamente, existen varios métodos para combatirlas, entre ellos la EMS.

La terapia con EMS es útil para tonificar y fortalecer músculos profundos, además de utilizarse en rehabilitación funcional. El Modo Masaje puede ser muy efectivo para combatir las contracturas musculares. Te contamos más a continuación.

¿Por qué se producen las contracturas musculares?

Las contracturas se producen cuando el músculo se contrae de una forma incorrecta no volviendo a su estado normal de relajamiento.

Los lugares más frecuentes que pueden sufrir de contracturas son el cuello, la espalda y los muslos.

Una contractura puede ocasionarse tras practicar ejercicios muy fuertes, haber tenido una mala postura al dormir, pasar muchas horas sentado en una silla de oficina, o por exceso de tensión debido a estrés o preocupaciones.

Síntomas frecuentes

- Sensación de dolor continuo que puede alternar con pesadez localizada en ciertas áreas, como cervicales, cuello, glúteos y muslos.
- El músculo está duro y tenso al tacto.
- Se perciben nódulos dolorosos al palpar el músculo (se los denomina “puntos gatillo” y están cercanos al músculo esquelético).
- Dificultad para estirar el músculo pues ofrece resistencia.
- Dificultad para mover una articulación o un miembro cercano al músculo afectado.

    EMS en el tratamiento de la contractura muscular  

    BackVolt® ha sido diseñado para calmar el dolor crónico de forma natural a través de la electroestimulación neural transcutánea (TENS), reducir la fatiga muscular usando impulsos eléctricos (EMS), o relajar el cuerpo con su función de masaje eléctrico.

    Terapia 3 en 1

    BackVolt® permite programarse y graduarse para tres tipos diferentes de terapia con diversos niveles de intensidad:

    1. Electroestimulación neural transcutánea (TENS) con 30 niveles de intensidad para el alivio del dolor crónico
    2. 10 niveles de masaje para aliviar contracturas y fatiga muscular
    3. 10 niveles de estimulación muscular eléctrica (EMS)

      ¿Qué te ha parecido la posibilidad de utilizar EMS para aliviar tus músculos contracturados? Continúa investigando sobre todos los beneficios que podrías tener eligiendo Backbone.

      Que el dolor no te detenga ni te limite, continúa tu rutina y pon tú mismo tus propios límites.

      Lara M. Castillo

      Editora, Redactora, Guionista y Periodista Digital enfocada en temas de Vida y Estilo, Tendencias, Inclusuión, Salud y Bienestar.